POESÍA- Sergio López

31.05.2020

LOS CALENDARIOS DEL ABUELO


Por: Sergio López 


Al igual que Lydia Davis con los pelos de su perro

así soy yo con los calendarios, pienso que si colecciono

un centenar de ellos, un día de tantos vendrán aquellos

calendarios únicos que abuelo solía conseguir de su trabajo.


Desde que él se fue, el tiempo dejó de tener sentido y

valor para mí; me da lo mismo seis minutos que seis

horas, siete días que siete años. 


Solo sé que el 5 de octubre, el tiempo se paró y el reloj se quebró y

nada en la vida volvió a ser igual, aún por hoy quedan

ecos de tu esencia; lo que más me lástima es que cada

mañana al levantarme no veo su calendario en mi pared; y él

no ve el escritor que soy.